martes, 30 de marzo de 2010

DE ESPINAS CORONADA

















Veo hombres golpeando
...con rabia
Voces de odio e ira
en mis calles del alma
Veo la sangre de un hombre
...ser derramada
Porque él es distinto,
Porque él no se calla.
Golpes, palos, patadas...
y la sangre cubriendo su cara,
¿Quién es ese hombre?
pregunto a quien pasa,
Es un pobre loco,
un médico del alma
Que cura corazones,
cuando a él... le hacen llagas.
Su nombre es Jesús, pero,
... podría ser Marta,
Lo mismo que Manuel
o tu hijo del alma,
Pide...
la igualdad de los hombres,
Y que el amor...
gane a la espada.
Habla de ayudar al vecino
y al enemigo dar agua,
Dicen que cura a la gente
si creen que hay esperanza
Con solo poner su mano
cerca del alma,
Y que con solo mirarte
... su sonrisa, te calma.
Entonces no entiendo nada,
haciendo tanto bien,
Amando... como el ama
¿Porqué se le maltrata?
Y mirando en sus ojos...
no hay odio en su mirada
A pesar de tal castigo,
a pesar de tal infamia.
¿Porqué no lo detienen?,
¿Porqué esto nadie para?
Y... ¿porqué lleva un madero
... cargado sobre su espalda?
...Es la muerte que le espera
en el alto de la montaña,
Es parte de una cruz,
es el precio que hoy paga.
Hay mujeres que le siguen
y con fuerza a el se agarran,
Una dicen que es su madre...
y la otra... es Magdala
Y un hombre va con ellas,
solo el las acompaña,
Se llama Juan y es su hermano
...hermano del alma.
Ya llegan al monte,
otras dos cruces aguardan
Dicen que son ladrones
no se yo... lo que robaran,
Pero la cara del que llega
hace...que se hunda mi alma
Apenas puede moverse...
y su cuerpo... es una yaga.
Mejor que todo termine,
que el sufrimiento se vaya,
Ya lo suben en la cruz
sus manos están clavadas,
Y sus huesos están rotos
de los golpes que llevara,
Y por una corona de espinas...
... su cabeza coronada.
Su madre besa sus pies,
hijo mió... no te vayas,
No Madre no me despido
esto es solo... hasta mañana
Pues hoy todo comienza,
hoy nada se acaba,
Madre, duerme tranquila,
pues tu hijo a ti te guarda.
Y así llega el suspiro,
el aliento que se acaba
De ese hombre al que mataron
por creer en un mañana
Y una lanza ya se hunde
en el costado del alma
Brotando de el la sangre...
... para salvar el alma.

2 comentarios:

Sara dijo...

Creo...mi poeta...que ésta es una de tus mejores obras...cada vez que la leo...la siento muy cerca...es preciosisima...y a más de un@, has puesto los pelos de punta al recitarla de tu propia voz.
Bravo!!!
Besinesssssssssssssss guapo

Ignacio Bermejo dijo...

Es un poema digno para un pregon de semana santa. Me ha gustado mucho pasar por aqui y leerte